PUBLICIDAD

Nuestros Visitantes

Traductor de la pagina

viernes, 30 de agosto de 2013

Gnostica: Salud, Dinero y Amor

Por Deisy Marte
Un gran autor dedujo que el ser humano necesita ocho cosas importantes en la vida: La salud y la conservación de la vida, alimento, sueño, dinero y las cosas que compra el dinero, vida en el más allá, satisfacción sexual, el bienestar de los hijos, un sentido de la propia importancia. Nosotros sintetizamos estas ocho cosas en tres:

1. - Salud. 2. - Dinero 3. Amor

Si Usted quiere realmente adquirir estas tres cosas, debe estudiar y practicar todo lo que este curso le enseña. Nosotros le vamos a mostrar el camino del éxito.

LA FUERZA DEL PENSAMIENTO

Es necesario que Usted sepa que existe una fuerza inmensamente superior a la electricidad y a la dinamita: esa es la fuerza del pensamiento. Cuando Usted piensa en algún amigo, o en un miembro de la familia, etc., de su cerebro se escapan ondas mentales. Estas ondas son como las de las emisoras de radio.

Estas ondas viajan a través del espacio y llegan a la mente de aquella persona en la cual estamos pensando. Ya los científicos comienzan a experimentar con la fuerza del pensamiento. Pronto inventaran el telementómetro (instrumento con el cual se podrá medir la fuerza mental de cada persona). En un futuro la óptica avanzará un poco más y entonces se inventará el fotomentómetro (instrumento que nos permitirá ver y medir la fuerza mental que irradia el cerebro humano).

Tiene Usted que saber que así como el hombre tiene mente, así también todo el Universo tiene mente. Existe la mente humana y la mente cósmica. La tierra es mente condensada. El Universo entero es mente condensada. Las ondas de la mente Universal saturan el infinito espacio. El ingeniero que va a edificar una casa, lo primero que hace es el proyecto mental. La construye en la mente, la proyecta en el plano, y por ultimo la cristaliza materialmente. Así toda cosa, toda edificación, existió primero en la mente. No puede existir nada en el mundo físico o material en que vivimos, sin antes haber existido en el mundo de la mente.

Es necesario aprender a concentrar y proyectar la mente con precisión y gran fuerza. Es necesario que Usted sepa que concentrar la mente es fijar su atención en una sola cosa. Cuando Usted fija la atención mental en un amigo distante, cuando Usted se concentra en ese amigo, puede estar Usted seguro de que su cerebro emite potentes ondas mentales que llegarán inevitablemente al cerebro de su amigo.

Lo importante es que Usted se concentre verdaderamente. Es necesario que ningún otro pensamiento sea capaz de distraerlo. Usted debe aprender a concentrar la mente.

Usted está estudiando este curso y creemos que quiere triunfar en la vida y tener salud, dinero y amor. Reflexione un poco: aprenda a manejar la fuerza del pensamiento. Quien aprenda a manejar la fuerza del pensamiento va con absoluta seguridad al triunfo como la flecha llega al blanco guiada por la mano del experto arquero. Recuerde que el mundo es un producto de la mente. Usted es lo que es por la mente. Usted puede cambiarse totalmente haciendo uso de la fuerza del pensamiento.

El pobre y miserable es así porque quiere ser así, con la mente se sostiene pobre y miserable. El rico y poderoso es así porque con la mente se hizo así. Cada cual es lo que quiere ser con la fuerza de la mente. Cada cual proyecta en el mundo de la Mente Cósmica lo que es y lo que quiere ser. Los proyectos de la mente cristalizan físicamente y entonces tenemos en la práctica nuestra vida rica o miserable, feliz o desgraciada.

Todo depende de la clase de proyecciones mentales que han cristalizado. Así como la nube se condensa en agua y el agua se condensa en hielo, así también la fuerza mental. Primero nubes (proyectos), luego agua (circunstancias, desarrollo del proyecto), y por último el duro hielo (el proyecto convertido en hechos concretos).

Si el proyecto ha sido bien hecho y con fuerza suficiente, si los hechos o el desarrollo de los hechos y las circunstancias han sido maravillosas, el resultado será la victoria. La condensación perfecta del proyecto es: la victoria.

Los factores básicos para el triunfo de un proyecto son tres:

1. Fuerza Mental.

2. Circunstancias Favorables.

3. Inteligencia.

LA FUERZA MENTAL.

Sin fuerza mental es imposible lograr la cristalización de un proyecto (comercial, etc.). Es necesario que nuestros estudiantes aprendan a manejar la fuerza mental. Pero primero es necesario que el estudiante aprenda a relajar su cuerpo físico. Es indispensable saber relajar el cuerpo para lograr la perfecta concentración del pensamiento: podemos relajar el cuerpo estando sentados en un cómodo sillón, o acostados en la posición de hombre muerto (con los talones tocándose entre sí, los brazos junto a los costados, etc.). De las dos posiciones, la segunda (posición de hombre muerto) es la mejor.

Imagine que sus pies son sutiles, que de ellos se escapan un grupo de enanitos. Imagine que sus pantorrillas están llenas de pequeños enanos juguetones que se están saliendo de uno en otro y que conforme van saliendo, los músculos se van haciendo flexibles y elásticos. Continúe con las rodillas haciendo el mismo ejercicio. Siga con los femorales, órganos sexuales, vientre, corazón, garganta, músculos de la cara y cabeza en orden sucesivo, imaginando que esos pequeños enanos se escapan de cada una de estas partes del cuerpo dejando los músculos completamente relajados.

CONCENTRACIÓN DEL PENSAMIENTO.

Cuando el cuerpo está perfectamente relajado, la concentración del pensamiento se hace fácil y sencilla. Concéntrese Usted en el negocio que tiene proyectado. Imagínese en forma viva todo el negocio, las personas que se relacionan con el negocio. Identifíquese Usted con esas personas. Hable Usted como si fuesen ellas; diga Usted mentalmente lo que quisiera que esas personas dijesen. Olvídese de sí mismo y cambie su humana personalidad por la humana personalidad de esas personas, actuando como Usted quisiera que esas personas actuaran. Así determinará Usted potentes ondas de pensamiento que atravesará el espacio para llegar al cerebro de las personas relacionadas con el negocio. Si la concentración es perfecta, el triunfo será entonces inevitable.

LA LEY DEL KARMA.

Esta ley se conoce en el Oriente. Millones de personas en el mundo entero la conocen porque esta ley es universal. Esta ley opera en todo el Universo. Si Usted hace mal uso de la fuerza del pensamiento, la Ley del Karma caerá sobre Usted, entonces será Usted horriblemente castigado.

La energía mental es dádiva de Dios y sólo se debe utilizar para buenos propósitos y con buenas intenciones. Es justo que el pobre mejore su situación económica. Pero no es justo utilizar la fuerza mental para perjudicar a otras personas. Antes de hacer un trabajo mental para llevar a cabo la cristalización de un proyecto, reflexione y medite: si Usted va a utilizar la fuerza mental para perjudicar a otros, es mejor que no lo haga porque el Rayo Terrible de la Justicia Cósmica caerá inevitablemente sobre Usted como un rayo de venganza.

CIRCUNSTANCIAS FAVORABLES

El pensamiento y la acción deben marchar totalmente unidos. La cristalización de un proyecto sólo es posible cuando las circunstancias son favorables. Aprenda Usted a determinar circunstancias favorables para su negocio. Freud, el gran psicólogo, dijo que todo lo que el hombre hace en la vida tiene dos causas fundamentales: 1) El impulso sexual, 2) El deseo de ser grande. Todo ser humano se mueve bajo el impulso sexual. Todo el mundo quiere ser apreciado. A nadie le gusta verse despreciado. Si Usted quiere rodearse de buenas circunstancias para la cristalización de sus negocios, entonces reconozca las buenas cualidades de los demás. Estimule las buenas cualidades del prójimo, no humille a nadie, no desprecie a nadie. Es necesario dar alimento a cada cual en su trabajo, oficio o profesión.

Por medio del aprecio y del aliento podemos despertar entusiasmo en todas aquellas personas que se relacionan con nosotros. Aprenda Usted a elogiar sabiamente a sus semejantes sin caer en la adulación. Las personas se sienten reconfortadas con el alimento de la estimación. Sea Usted caballeroso; no critique a nadie.

Así formará el ambiente favorable para la cristalización de sus negocios. La apreciación sincera de los méritos del prójimo es uno de los grandes secretos del éxito.

Es necesario dejar la mala costumbre de estar hablando de nosotros mismos a cada instante. Es urgente emplear la palabra para fortalecer y alentar todas las buenas cualidades del prójimo.

El estudiante gnóstico debe dejar la pésima costumbre de estarse nombrando a sí mismo y de contar a cada instante su propia vida. El hombre o la mujer que sólo hablan de sí mismos, se vuelven insoportables. Personas así caen en la miseria porque la gente se cansa de ellos.

Jamás diga Usted "Yo". Diga siempre: "Nosotros". El término "nosotros" tiene más fuerza cósmica. El término "Yo" es egoísta y fastidia a todos aquellos que se ponen en contacto con nosotros. El Yo es egoísta. El Yo debe ser disuelto. El Yo es creador de conflictos y problemas. Repita Usted siempre: nosotros, nosotros, nosotros.

Todas las mañanas, antes de levantarse, diga con fuerza y energía;

"Nosotros somos fuertes. Nosotros somos ricos. Nosotros estamos llenos de suerte y armonía. OM, OM, OM".

Rece esta sencilla plegaria y verá que tendrá éxito en todo. Ponga gran devoción en esta plegaria. Ponga fe.

EJERCICIO

Cuelgue Usted del techo de su habitación un hilo de seda. En el extremo de este hilo debe haber una aguja. Concéntrese Usted en esa aguja y trate de moverla con la fuerza del pensamiento.

Las ondas mentales, cuando se desarrollan, pueden mover esta aguja. Trabaje Usted diez minutos al día en esta práctica. Al principio, la aguja que pende del hilo de seda no se moverá. Con el tiempo Usted podrá ver que la aguja oscila y llega a moverse fuertemente. Este ejercicio es para desarrollar la fuerza mental. Recuerde que las ondas mentales viajan a través del espacio y pasan de un cerebro a otro.